Archivo de la categoría: japon

Haikus japoneses de Matsuo Basho

Ya lo dijo Matsuo Basho, haiku es lo que está sucediendo en este lugar y en este momento

Explicacion de los Haikus

El Haiku o Haikú es un tipo de poesía Japonesa que consiste en un poema breve de 17 silabas. Son tres versos sin rima con la siguiente distribución 5-7-5 sílabas respectivamente. Suelen tener Kingo aunque no es obligatorio. El Kingo, suelen hacer referencia a escenas de la naturaleza o de la vida cotidiana, y a menudo incluyen una referencia a una época o momento del año. Un Haiku transmite la impresión que ha causado, la contemplación de algo. En un Haiku el Haijin transmite la emoción que ha sentido al contemplar algo. Busca a través de la sencillez, la sutileza y la austeridad, cápturar el instante.

matsuo Basho

Entre los poetas Japoneses, quiero destacar a Matsuo Basho. Fue un monje budista del siglo XVII. Nació en el seno de una familia humilde donde recibío educación samurai. A la edad de 9 años entro a trabajar como aprendiz con un joven  samurai que compartía  su gusto por la literatura y aprendieron juntos a escribir poesía. Por algún tiempo ingresaría en el » Circulo de profesionales del Haiku«, un grupo formado por los mejores poetas de la época donde obtendría gran fama. Popularizo el haiku, dándole un aire de bella melancolía (wabi-sabi) y dotándolo de un sustrato Zen trascendente. Basho fue el poeta más famoso del periodo Edo de Japón. Está considerado como uno de los cuatro grandes maestros del haiku, junto a Yosa Buson, Isa Kobayashi y Masaoka Shiki; Basho cultivo y consolido el haiku con un estilo y con un componente espiritual.

Lee el Haiku, mira la imagen, respira, cierra los ojos y disfruta del viaje…


Haikus de Batsuo Basho


Iponemos en el jardin. Asome mi rostro ebrio por la ventana


Aroma del ciruela al salir el sol, por un sendero de montaña


Este pimiento rojo, debería haber sido siempre verde!


        El lenguaje de estos samurais,  es tan picante como el rabano


Cerezo en flor.
Ojalá no te toquen
dedos de viento.


Un relámpago.
El grito de la garza
iluminada.


Sauces dormidos
sueñan que tienen alma
de ruiseñores.


Seguramente
será como esta tarde
el otro mundo.


Con lluvia y niebla
no se ve el monte Fuji
y es más hermoso.


El mar ya en sombra,
los gritos de los patos
son casi blancos.


Venid, amigos:
¿Quién me compra un sombrero
lleno de nieve?


Al sentirme enfermo durante el viaje
mis sueños vagaron
sobre un campo de yerba seca


La primera nieve
Las hojas de los narcisos
apenas se inclinan


A pesar de la niebla
es bello
el Monte Fuji


Niebla matinal sobre
una montaña sin nombre


De frente a las azaleas
una mujer prepara
bacalao seco


Se extingue el día
pero no el canto
de la alondra


Una rana se sumerge
en el viejo estanque…
el ruido del agua


Vestido de escarcha
cubierto de viento
un niño abandonado


Oigo un remo que surca las ondas. Se me encoge el estómago. Lloro en la noche.